FANDOM


El Concilio
Concilio logo
Información Básica
Primera aparición La Comisión Secreta: Orígenes
Otras apariciones -
Líder Monarca Supremo
Sede Muralla de Ávila, España
Fundadores Desconocidos
Creencia Religión monoteísta
Estatus actual Inactiva

El Concilio fue el nombre de una organización religiosa con sede en la Muralla de Ávila, España, creada para resolver los asuntos relacionados con el ocultismo, la magia, la criptozoología y las fuerzas oscuras. Luego de los eventos narrados en la Comisión Secreta: Orígenes, la organización es reestructurada por completo, recibiendo primero el nombre de La Comisión de los Secretos y finalmente La Comisión Secreta.

Historia Editar

Fundación Editar

Se desconoce con exactitud a los fundadores directos de la organización, así como su origen, siendo explicado como la respuesta humana ante el acecho de las fuerzas oscuras. Por el contexto en el que se manejan muchas de sus tradiciones, costumbres y jerarquías, se intuye que El Concilio lleva siglos en funcionamiento, siendo incalculable su edad.

Concilio

Símbolo del Concilio

Auge Editar

Debido a sus funciones, sumamente solicitadas por personas de diferentes partes de todo el mundo, la reputación del Concilio fue cobrando cada vez mayor importancia, llegando a convertirse en la máxima autoridad religiosa del continente. Ante la impresionante demanda por sus servicios, pronto El Concilio se vio en la necesidad de crear otras sedes alrededor del mundo, todas siendo dirigidas desde la Muralla de Ávila, dándoles un delicado seguimiento para asegurarse que no existieran motines o abuso de autoridad por parte de sus representantes. Su rápida respuesta se ganó el reconocimiento general, permitiéndole gozar de una gran cantidad de recursos tanto humanos como económicos, fortaleciendo de esta manera su infraestructura militar y religiosa.

Caída Editar

Propósito Editar

El principal motivo de la fundación del Concilio fue la erradicación de las criaturas que atentaban contra la raza humana, como espectros, demonios, magia negra y críptidos peligrosos considerados como un mito para la mayoría, así como también a todos aquellos implicados en intentar usar ese poder para su conveniencia a costa del daño a terceras personas, promoviendo la fe, el orden y la justicia a través de sus representantes.

Infraestructura Editar

El Concilio se encuentra conformado por dos ramas principales: la militar y la religiosa, ambas siendo dirigidas por un Monarca Supremo con el respaldo de un Consejo Real. La rama militar se ocupa de realizar a cabo toda clase de misiones peligrosas mientras que la rama religiosa se encarga de los procesos administrativos, legales y de logística para mantener un precario orden dentro de la organización, muchas veces trabajando ambas ramas en conjunto durante las misiones.

Rama Militar Editar

En ella podemos encontrar diferentes rangos de agentes que son adquiridos en base al desempeño mostrado durante las misiones. Los rangos que se mencionan son:

  • Agentes. Se trata del rango genérico con el que se denomina a los individuos de recién ingreso que han sido aprobados por el Monarca, participando en misiones sencillas de captura o cacería así como entrenamientos variados para sacar a relucir sus habilidades. A menudo son dirigidos por alguien de mayor jerarquía para que los asesore durante las misiones. Su rango les permite tener una casa muy sencilla en los terrenos aledaños a la Muralla de Ávila.
  • Parphélas. Es un título de gran honor al que solamente pueden llegar a aspirar los agentes más exitosos, hábiles y fieles a la doctrina del Concilio. Es a ellos a quienes se les confieren las misiones más delicadas, usualmente trabajando de forma individual, aunque también pueden hacer equipo con otros agentes, ocupando el lugar de líder de brigadas cuando este es el caso. Su rango les permite disponer de una cómoda habitación en el interior del mismo castillo donde reside el Monarca.
  • Guardia Real. Grupo de agentes seleccionados en base a su desempeño en el campo de batalla para custodiar y proteger la Muralla de Ávila de cualquier ataque. Se encuentran a la entera disposición del Monarca Supremo, realizando tareas de diversa índole. Su rango no solamente les permite, sino que les obliga a vivir dentro del castillo, el cual únicamente pueden abandonar bajo las órdenes del Monarca.
  • Capitanes. Este rango corresponde al análogo de los Parphélas, aunque dentro de la fuerza naval del Concilio. Generalmente, se dedican a navegar fragatas y otros tipos de barco para transportar brigadas a sus misiones. Son elegidos por sus conocimientos básicos sobre navegación, capacidad de liderazgo e inteligencia. Su rango hace que la mayor parte del tiempo vivan en su nave, aunque se les esta permitido acceder al castillo sin ningún problema.

Rama religiosa Editar

  • Monjes. Son el análogo de los agentes de la fuerza militar. Se trata de alumnos en plena formación académica que se encargan de estudiar las diferentes disciplinas relacionadas al Concilio, como son ocultismo, alquimia, filosofía, ciencias ocultas, astrología, adivinación y simbología entre otras. Se encuentran reclutados en el interior de la Muralla, donde viven en cuartos especiales para ellos.
  • Hipphones. Título otorgado únicamente a aquellos monjes que destacan por sus proezas, habilidades, conocimientos y descubrimientos en favor del Concilio. Se encuentran a la disposición del Monarca Supremo, encargándose de las situaciones exteriores del Concilio, sirviendo como representantes, embajadores o secretarios en aquellas misiones de repercusión internacional o global. Su rango les permite tener un lugar sumamente privilegiado dentro de la jerarquía.
  • Consejo Real. Es el lugar que se le ofrece a los miembros más veteranos y sabios dentro de la rama religiosa, conformando una especie de cámara de senadores que se encarga de proponer proyectos para la aprobación del Monarca y aprobar proyectos propuestos por el Monarca. De igual manera, participan en juicios y todo lo relacionado al ámbito judicial, asegurando la correcta toma de decisiones.

Monarca Supremo Editar

Es el nombre que se le otorga a la máxima autoridad dentro del Concilio, quien tiene poder por encima de ambas ramas, tomando las decisiones y el rumbo en favor de la organización. El Monarca Supremo es un cargo elegido primeramente por linaje, el cual debe de ser aprobado por el Consejo Real para obtener el puesto. En caso de no ser así, se somete a votación por parte de los funcionarios de la rama religiosa, determinando así quien será el nuevo Monarca. No existe un tiempo establecido de reinado para cada Monarca; éste dura en el cargo hasta el día de su muerte, que es cuando se elige a su sucesor. Como parte de la tradición, el Monarca debe de vestir una toga púrpura por debajo de su capa. Sus aposentos se encuentran en una amplia estancia conocida como La Cámara Real, que es donde tienen lugar la mayoría de las reuniones de carácter extraordinario.

Miembros destacados Editar

  • Xenón Prochorus
  • Franciscus Alexis
  • Laelia Marina
  • Rafael Jafet
  • Hugo Celso
  • C. Ulises Farwell
  • Bartolomeo Casas
  • Yvon Keith
  • Damien Cosme
  • Ernesto Casas
  • Leonardo Sarlevio
  • Asdrúbal

Similitudes con La Comisión Secreta Editar

Una vez que El Concilio fue derrocado, siguiendo las bases de su infraestructura se erigió La Comisión Secreta, una nueva organización con prácticamente los mismos objetivos e infraestructura, aunque cambiando la ideología puramente religiosa por una que combinaba religión con ciencia para lograr sus propósitos. Con el pasar de los años, muchas cuestiones fueron modificándose en respuesta a las nuevas necesidades, sin embargo, se conservaron algunas costumbres:

  • El cargo de Monarca Supremo continuó manteniéndose, pero con el nombre de director general, sirviendo además como representante general de la nueva Organización a nivel mundial. Pese a ello, varios funcionarios continúan empleando el término Monarca para referirse a éste.
  • El título de Parphéla se siguió manteniendo con el mismo objetivo de atender las misiones más delicadas, aunque limitándose únicamente a doce miembros, los cuales tienen prohibido bajo circunstancias normales trabajar en conjunto con las brigadas para evitar conflictos de interés.
  • El concepto del Consejo Real se sigue manteniendo hasta la fecha, participando en la toma de decisiones.
  • La sede principal continúa siendo en la Muralla de Ávila, conocida también como la Base Madre.
  • La conformación de las brigadas conformadas por agentes se siguió manteniendo, aunque con la implementación de un líder en contacto directo con el director general e identificando a cada brigada con un nombre clave.
  • El proceso de elección de nuevo director (o Monarca) permaneció inmutable.